miércoles, 2 de enero de 2013

2013. Luchar por la igualdad

Llevo unos meses publicando entradas en las que reflexiono en torno al valor y la realidad de la igualdad en nuestro país. Hay un dato altamente preocupante. La desigualdad en nuestro país se ha disparado en los últilmos años. (otras entradas de blog aquí, datos desigualdad aquí) En esta entrada profundizo en una de las causas de este aumento: la dejación y olvido de las polítcas de ingresos mínimos y SMI.
Hace ya unos días que leí una noticia que dejé para comentar más adelante, una vez pasados los fastos navideños. El Huffington post publicaba que el salario mínimo para 2013 subiría sólo un 0,6% (aquí) Este dato se complementa con otro que no hace sino empeorarlo: hoy (2 de enero de 2013) se publica que el IPC de 2012 ha quedado en el 2,9%.(noticia aquí) A raiz de estas dos noticias me surgen una serie de consideraciones.

En primer lugar creo que es importante caer en algo en lo que no solemos pensar, especialmente aquellos que no estamos sujetos a este salario: El salario mínimo, al igual que las pensiones mínimas, la cuantía de las pensiones no contributivas o el IPREM, marcan claramente un suelo mínimo de lo que una sociedad considera justo. El suelo a partir del que calculamos la igualdad y la justicia social. El suelo a partir del que vamos a calcular las diferencias sociales, la posición que cada uno ocupamos en la sociedad, el acceso real de compra de los que menos tienen. En el caso del SMI, además, para personas activas, que contribuyen a la sociedad, a las que no se les puede acusar de ser "vagos y maleantes" en el nuevo imaginario ultraliberal. 

Vengo hablando, en otras entradas anteriores de este blog, sobre la importancia que tiene, para pensar en la igualdad social, dejar de hablar de la distribución justa como resultado de una carrera y pasar a pensar en la igualdad en términos del resultado de un organismo armónico, en el que resulta aberrante las enormes diferencias de posiciones entre los participantes del mismo. En este contexto una de las preguntas correctas es ¿Qué se puede comprar con 645,30 € al mes? Lo curioso de esta pregunta es que puede resultar ofensiva para los que cobren esta cantidad o menos, a la vez que resulta una pregunta que nunca se harían la mayor parte de las personas que cobran más, especialmente los que cobran mucho más, que no son conscientes de que con esta cantidad no se alcanza a pagar ni siquiera el precio del alquiler medio en España (dato aquí) o de la hipoteca media (120.000 € a 25 años, dato aquí)  Es posible que muchas personas no sean conscientes de que teniendo en cuenta que el precio medio de la barra de pan que está en 0,76€ (dato aquí), y si se  compran dos barras (estas personas no suelen pensar mucho en si el pan engorda) se ha consumido el 7% de los ingresos mensuales. Y ahora pon los gastos fijos, comunidad, luz, agua...

Las políticas de mínimos son una de las columnas vertebrales de cualquier política que busque trabajar por la igualdad, evidentemente no es la única, pero esta es una buena vara de medir el objetivo político de los partidos con respecto a este valor fundamental para nuestra sociedad. En este sentido la consideración a hacer es que en este tema no es lo mismo PSOE que PP, que son los dos únicos partidos que han tenido responsabilidad de gobierno en este tema en España. Entre el último gobierno del presidente Aznar y el primer año del presidente Rajoy el SMI perdió un 9,4 % de poder adquisitivo mientras que en los dos gobiernos de Zapatero ganó un 12,6%. Es cierto que los dos último años de los gobiernos del presidente Zapatero, con la crisis agudizada, se perdió en este sentido, aunque porcentualmente menos que en los periodos de presidentes del PP. No es en realidad de esto de lo que quiero hablar, aunque creo de justicia señalarlo. Lo que quiero significar es que la política respecto al SMI debe ser una de las exigencias para cualquier partido que quiera ocupar la presidencia del Gobierno y quiera hablar de una sociedad más justa e igualitaria, una de las pruebas del nueve debe ser medir la evolución de esta variable y nuestra obligación exigir que este asunto se tome muy en serio.

2013 debe ser un año para profundizar en la lucha por la igualdad que estamos perdiendo. Por eso una primera conclusión: Si se quiere hablar de igualdad hay que hablar, entre otras cosas de esto, de mínimos, para otras entradas dejo la reflexión sobre si tenemos que plantearnos máximos o diferencias máximas en las retirbuciones, pero puedes comenzar a plantearlo tu en tus comentarios aquí o en facebook.

Por último te dejo los datos que he comentado antes pero en bruto (obtenidos de la noticia del Huffington Post y wikipedia para el incremento de IPC)



AñoPresidenteCantidad mensualIncremento en %
2000José María Aznar424,802  (IPC 4%)
2001
433,452  (IPC 2, 7%)
2002
442,202  (IPC 4 %)
2003
451,202  (IPC 2,6 %)
2004
460,52  (IPC 3,2 %)
2004 (desde el 1 de julio)José Luis Rodríguez Zapatero490,806,6
2005
5134,5 (IPC 3,7 %)
2006
540,905,4 (IPC 2,7 %)
2007
570,605,5 (IPC 4,2 %)
2008
6005,2 (IPC 1,4 %)
2009
6244    (IPC 0,8 %)
2010
633,301,5 (IPC 3 %)
2011
641,41,3 (IPC 2,4%)
2012Mariano Rajoy641,40 (IPC 2,9%)



































































1 comentario:

  1. http://www.youtube.com/watch?v=KUCFFDQKlkg mira en este enlace cómo nos roban legalmente. Ah, por cierto, igualdad no significa justicia, creo que es por lo segundo por lo que hay que luchar. Un saludo,
    Nifitxa F

    ResponderEliminar

A continuación puedes dejar tu comentario sobre esta entrada.